Sentencia

EL TRIBUNAL SUPREMO PERMITE QUE EL VENDEDOR PUEDA REPERCUTIR EL IBI AL COMPRADOR

Hasta la fecha cuando se realizaba una compraventa de un inmueble en un año determinado, el sujeto pasivo que ostentaba la titularidad del inmueble al inicio del periodo impositivo, esto es el 1 de enero, era el obligado a abonar la totalidad del importe del IBI independientemente del tiempo que tuviera la titularidad.

En una Sentencia reciente el Tribunal Supremo ha establecido como doctrina jurisprudencial que “el artículo 63.2 de la Ley de Haciendas locales se ha de interpretar de forma que, en caso de ausencia de pacto en contrario, el vendedor que abone el IBI podrá repercutirlo sobre el comprador, en proporción al tiempo en que cada una de las partes haya ostentado la titularidad dominical y por el tiempo que lo sea”.

Esta sentencia ha sido el final de un litigio sobre la compraventa de un inmueble. El vendedor que ya había abonado el IBI por la totalidad, procede a la venta del inmueble y exige al comprador el prorrateo de la cuota de dicho impuesto. El Juzgado de Primera Instancia estima la demanda y da la razón al vendedor.

El comprador apela ante la Audiencia Provincial que revoca la resolución dictada en primera instancia declarando que, de conformidad al contenido de los Artículos 61, 63 y 75.3, de la Ley reguladora de las Haciendas Locales, el vendedor es el único obligado al pago íntegro del impuesto durante todo el periodo.

El vendedor interpone recurso de casación ante el Tribunal Supremo, por existir jurisprudencia contradictoria entre las Audiencias Provinciales en esta materia.

La Sala entiende que:

  • El vendedor es el sujeto pasivo del impuesto.
  • Que no se pacto expresamente la repercusión del mismo en la compraventa.
  • Que el Art. 63.2 de la LHL permite la posibilidad de repercusión si no se pacta en la compraventa.

De este modo el TS estima el recurso de casación sentando jurisprudencia como se ha indicado antes.

En este enlace puede ver el texto de la Sentencia.

0 comentarios

Dejar un comentario

¿Quieres unirte a la conversación?
Siéntete libre de contribuir!

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *